Einstein, nuevamente al laboratorio

Por décadas, los científicos han comprobado o intentado corroborar la Teoría de la Relatividad que Einstein propuso a inicios de siglo XX, donde explica la relatividad en el tiempo y en el espacio depende de el punto de referencia del observador. Incluso la pusieron a prueba con el experimento de colocar dos relojes, uno en tierra y otro en un avión de alta velocidad.

Ahora, los físicos del National Institute of Standards and Technology (NIST, por sus siglas en inglés, Instituto Nacional de Estándares y tecnología) han medido este efecto, nuevamente y descubrieron algo asombroso. En una escala en la tierra de 33 centímetros se puede hacer uno más viejo cuando está un par de escalones arriba, que aquél quien está ‘a raz del suelo’.

Estos resultados fueron publicados en Science, la revista de noticias científicas. Donde se explica que el envejecimiento es imperceptible para el ser humano -aproximadamente 90 billonésimas de segundo, que dan un segundo por cada 79 años de vida-, aunque estos resultados serán de mayor utilidad en la geofísica y otros campos.

También, los científicos del NIST observaron otro aspecto de la relatividad -especialmente: cuando observamos pasar más lento el tiempo cuando nos movemos más rápido- dentro de un nuevo experimento. Ellos compararon un par de los mejores relojes atómicos del mundo.

Para dicho experimento, los científicos utilizaron relojes similares que contienen iones de aluminioan el cual vibra entre dos niveles de energía casí un millón de mil millones (perdonen la expresión, pero cómo dirían ustedes esta cifra 1,000,000,000,000,000) de veces por segundo. Uno de los relojes mantendría un segundo cerca de 3.7 mil millones de años, y el otro más cercano en el rendimiento del primero. Ambos relojes están localizados en diferentes laboratorios y conectados por fibra óptica de 75 metros.

Los relojes del NIST, que también se llaman “relojes lógico-cuánticos” por su capacidad de toma de decisiones basados en cómputo cuántico experimental, son precisos y lo suficientemente estables para revelar las minúsculas diferencias que ante no se habían observado. Los relojes operados por láser en los iones en frecuencias ópticas son más altas que las microondas en relojes donde el Cesio es utilizado, se exolica en el artículo.

Los relojes ópticos pudieran, algún día, liderar los estándares, puesto que son 100 veces más precisos que los actuales relojes.

Con estas bases, los investigadores detectaron una pequeña relatividad de efectos, puesto que su extrema precisión y su alto “factor Q” – la cantidad que refleja cómo la absorción de iones y la retención de enegía óptica varía de un nivel energético a otro-, mencionó el investigador James Chin-Wen Chou, posdoctor en el NIST, y autor del estudio.

“Observamos los más altos niveles de ‘Factor Q’ en física atómica”, comentó Chou. “Ustedes podrán pensar sobre ello como cuando un tenedor (haciendo referencia al tenedor musical) vibra, antes de perder la enegía almacenada en la estructura de resonancia. Tuvimos una oscilación sincrónica de los iones con ayuda del láser alrededor de 400 millones de millones de ciclos”, agregó.

Con tal precisión los científicos pusieron a prueba el supuesto de Einstein referente a la gravedad de la tierra, en el cual vieron que la fuerza gravitacional terrestre afectó a un reloj que quedó en tierra, mientras que el otro fue elevado. Siendo que uno corrió más rápido (el segundo) puesto que no estuvo editado a las fuerzas de la tierra.

Tal parece que los supuestos de Einstein están comprobándose más rápidamente con el uso de la tecnología. ¿Qué nos deparará la Teoría de la Relatividad?

Anuncios

Acerca de Hugo Santillán

Soy periodista independiente especializado en investigación y docencia en comunicación y ciencias sociales. Como periodista el fin último de mi preparación es dar a conocer las noticias de actualidad, por ello, en In-Scientia daremos una perspectiva de la función que tiene la ciencia para con la sociedad.
Esta entrada fue publicada en Ciencia Aplicada, Ciencia Básica, Editorial y etiquetada , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s